Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información | Y más

15 de septiembre de 2017

Entiende tu mente

Entiende tu mente para lograr sacar el máximo rendimiento de tu poder mental. Entiende tu mente con estos consejos de psicólogos de renombre.


Nuestros cerebros realizan tantas funciones que vivir puede a veces convertirse en un lío confuso. 


¿Cuántas veces has tenido pensamientos, sentimientos, ideas, soluciones y recuerdos mezclados, todo esto mientras estás tratando de permanecer centrado en otra cosa? Entiende tu mente para lograr salir de este embrollo.

Entiende tu mente
Entiende tu mente
Los psicólogos cognitivos han tratado de darle sentido a esto durante muchos años, pero la mayor parte de su esfuerzo ha sido improductivo. Sin embargo, en los últimos 20 años surgió un tema importante que fue un gran avance. El hallazgo clave fue que nuestro cerebro tiene dos tipos principales de procesos: los que funcionan automáticamente (usualmente llamado Sistema 1) y los que requieren más esfuerzo consciente (Sistema 2). La investigación que lo demostró fue de Daniel Kahneman, quien ganó el Premio Nobel. 

Esta distinción es difícil de explicar para pacientes y ha sido difícil traducirla en herramientas útiles. Trabajando para encontrar una mejor aplicación para la terapia, recientemente se llegó a lo que se llama los tres marcos de la mente. Los tres tienen un propósito, ninguno de ellos es superior a ningún otro y hay variaciones en cada uno. 

Entiende tu mente y tus estados de ánimo 


Para que las descripciones que siguen a continuación tengan sentido, te invito a pensar en un gran ejemplo de tu propia vida. Puedes incluso haber utilizado todos los tres en el último par de minutos leyendo este post. Una vez que tengas un buen sentido de ellos, deben ser más obvios y fáciles de trabajar. También voy a proporcionar un ejemplo de cada uno.

1. Entiende tu mente concentrada


Es el estado de estar totalmente inmerso o conectado en lo que estamos haciendo en el momento presente. Cuando estamos plenamente presentes en una conversación, esquiando en una montaña, llorando después de oír hablar de un amigo que tiene cáncer o tomar el primer bocado de la mejor rebanada de pizza en el mundo, básicamente cuando nuestros pensamientos y atención están plenamente conectados con lo que está sucediendo aquí y ahora, eso es la Mente Concentrada. Las personas que son capaces de participar en sus actividades diarias (en lugar distraerse con otros pensamientos), son generalmente más felices y están más satisfechas con sus vidas y relaciones. Una investigación reciente incluso muestra que estar en estado de mente comprometida reduce los niveles básicos de cortisol, la hormona del estrés.

Estar comprometido no significa una ausencia de dolor, ya que lo que podría estar sucediendo en cualquier momento podría ser doloroso físicamente o emocionalmente. Sólo significa estar conectado a lo que está pasando. Los enfoques de asesoramiento actuales basados en la atención plena están diseñados para ayudar a las personas a mejorar su experiencia de compromiso y esta es a menudo una de las metas que los pacientes tienen en la terapia. 

Ejemplo: Cuando estoy saliendo con mi amigo estoy totalmente concentrado en escuchar una historia y luego contarle uno de las míos. Me siento conectado y las interacciones son espontáneas y libres de manejar impresiones. Estoy plenamente presente en cada momento, despreocupado de cualquier otra cosa que está sucediendo fuera de esa conversación. El tiempo vuela.

2. Entiende tu mente automática


Nuestro cerebro está constantemente realizando SIGUE LEYENDO...


14 de septiembre de 2017

Qué atrae a las mujeres de los hombres

Saber qué atrae a las mujeres de los hombres es una gran ventaja. Imagina lo que saber que atrae a las mujeres de los hombres puede hacer a tu vida sexual


Conocer qué atrae a las mujeres de los hombres es una gran ventaja. Imagina lo que saber que atrae a las mujeres de los hombres puede hacer a tus citas y a tu vida sexual. Asegúrate de leer cada palabra.


Como probablemente sabes, las mujeres se sienten atraídas por cosas diferentes. Tienen un gusto o tipo diferente en los hombres. Pero, ¿qué es lo que atrae a las mujeres de los hombres que ni ellas mismas controlen? No pueden evitarlo, pero se sienten atraídas y su libertad de elección desaparece. Se dice que la atracción ocurre en un nivel primario. La evolución y el medio ambiente dictan lo que quieren la mayoría de las mujeres.

Qué atrae a las mujeres de los hombres
Qué atrae a las mujeres de los hombres
La mayoría de las mujeres se sienten atraídas por la personalidad más de que lo que parece. Observando sus rasgos y comportamientos, obtendrás una lista de lo que atrae a las mujeres de los hombres.

El primero de la lista es siempre... Confianza


Es un hecho que la confianza es una de las cualidades más atractivas que cualquier hombre podría tener. Tiene un efecto magnetizante no sólo en las mujeres sino en todo el mundo. Entonces, ¿cómo demuestras confianza? A través de tus acciones, más específicamente, de tu lenguaje corporal. La confianza se puede detectar fácilmente por el radar de una mujer a través de tu postura, la manera que caminas y el contacto visual. Las mujeres son bastante precisas en la lectura del lenguaje corporal. Y valoran el lenguaje corporal positivo y confiado más alto que una buena apariencia. ¿Cómo tener confianza? La fórmula siempre ha sido simple: práctica.

El siguiente en la lista es... Sentido del humor


¿Eres divertido? ¿Puedes hacer reír a las mujeres? ¿O puedes hacer reír a alguien? No tienes que ser un comediante para ser gracioso. Es más bien ser divertido y prestar atención a lo que hace reír a la gente.

Cuando puedas hacerla reír, estará más cómoda y tranquila. Sentirá que puede hablar abiertamente contigo de cualquier cosa. También mostrarás que tienes una actitud positiva y personalidad hacia la vida. Una gran actitud siempre es atractiva. Y deja una buena impresión y hace querer estar más tiempo cerca de ti. Y según una encuesta, es el arma principal usada por muchos para atraer a mujeres. SIGUE LEYENDO...


13 de septiembre de 2017

Todos roban

Los políticos nos roban, estamos hartos de oírlo y muchos, hasta de decirlo. Pues parece ser que no son los únicos que roban. 


Uno de cada tres españoles reconoce el haber robado en una tienda. Más grave aún, el 14% lo haría si supieran que iban a quedar impunes, o que no les fueran a pillar. Ver enlace



Ignoro si se han hecho estadísticas similares en otros países, pero esto es lo que hay en España. Por la calle se oye que los banqueros, políticos, empresarios, etc. son unos ladrones y que nos roban. Pero uno de cada tres que lo van diciendo no podrían tirar la primera piedra, como muy sabiamente dijo un tal Jesús hace unos siglos.

Todos roban
Todos roban 
Lo de pobres pero honrados parece ser algo que pertenece a la historia para un tercio de la población. No me valen excusas de que muchos poderosos roban y nos dan mal ejemplo. Robar es robar y ahí no hay término medio. Se empieza robando una lata de sardinas… y se acaba saqueando un banco o siendo un corrupto si la ocasión la pintan calva.

En fin, no me imaginaba que mis compatriotas fueran tan aficionados a robar en tan alto porcentaje. Así que, cuando vea a una docena de españolitos poniendo a parir al gobierno, bancos, políticos, etc.,  pensaré que cuatro de ellos son capaces de robar en un supermercado y que dos robarían si supieran que no les van a pillar. Y que si, por méritos propios o por trepas acceden a cargos donde se pueda “despistar” cierta cantidad de dinero, me voy haciendo a la idea de cómo va a acabar la historia. 

Como en todo en esta vida, no te fíes de los que más se indignan por robos ajenos: observa con atención lo que hacen en el supermercado. Por estadística, alguna persona que lea esto también roba. Por favor, no lo hagas, para los creyentes es pecado y está muy, muy mal el robar: ojalá no duermas tranquilo por culpa de tu conciencia y que te pique todo el cuerpo y no te puedas rascar.

Bueno, de todas maneras no hay que ser pesimista, de la docena de españolitos poniendo a parir a todos los que roban, quedan ocho personas honradas. Espero que la estadística de los que roban vaya menguando con los años. 


29 de agosto de 2017

Conseguir la prudencia

Ideas rápidas de cómo conseguir la prudencia. La prudencia es tomar las decisiones correctas. Dos etapas para conseguir la prudencia: deliberar y decidir


A. ¿Qué es la prudencia?


1. ¿Qué es la prudencia?


La prudencia se usa para tomar las decisiones correctas. Una idea que lo es todo. Es la virtud que, en cada situación, distingue lo que es bueno de lo malo, y dirige la conducta conforme a la verdad y el bien. A través de ella, el objetico final aparece claro y así se busca la manera más favorable para lograrlo. La prudencia es la virtud por la que podemos distinguir nuestro verdadero bien bajo cualquier circunstancia y elegimos los medios más adecuados para llevarlo a cabo. La atención facilita la justa toma de decisiones en las diversas circunstancias de la vida. Es el conocimiento adecuado de lo que debe hacer. Esto es algo muy interesante.

Conseguir la prudencia
Conseguir la prudencia


2. ¿La prudencia es una cualidad de cobardes?


La prudencia no se opone al valor. Es una virtud y las virtudes la ayudan, no la interfieren. La prudencia decide hacer el bien y la cobardía no es una virtud.

3. ¿La prudencia es una cualidad de las personas mayores?


La prudencia será propia de personas mayores si son cautelosos; y de los jóvenes si la ejercen. La experiencia puede ser útil para lograr  la prudencia, pero no lo suficiente.

4. ¿La prudencia ayuda a tomar las decisiones correctas?


El proceso puede explicarse de la siguiente manera: ante una situación determinada, lo inteligente es buscar la forma correcta de actuar y se emite un juicio (esto es bueno o malo, esto es mejor o peor). Este juicio moral sobre la bondad o maldad de la acción se llama conciencia. Haciendo juicios precisos, se gana velocidad y facilidad, y se adquiere un buen hábito o virtud, llamado prudencia, que es la facultad de la inteligencia para distinguir rápidamente el bien o lo que es conveniente.

5. ¿Hay un proceso para conseguir la prudencia?


La prudencia se gestiona en dos pasos: deliberar y decidir.

B. Deliberar


1. ¿Qué es la deliberación?


La deliberación es la cuidadosa reflexión sobre la realidad del tema, las posibles soluciones y las ventajas o desventajas en una dirección u otra.

2. ¿Siempre hay que deliberar?


Antes de actuar, hay pensar un poco, por lo menos un momento. ¿Hacia dónde voy? ¿Qué camino sigo?... En algunos casos importantes, es simplemente no pensar y sólo tomar una decisión inmediata. Pero en temas de cierta enjundia, una persona prudente sigue un proceso de deliberación.

3. ¿Cómo deliberar?


La deliberación prudente se basa a menudo en tres acciones:

- Considera la experiencia personal.- Lo que hiciste en casos similares, ¿en qué medida fue más eficaz que otras veces? ¿Cómo resolviste los problemas a los que te enfrentaste con las mismas dificultades? Esta experiencia es la que hace que las personas mayores tengan a menudo más experiencia, siempre que sean personas que hayan tenido criterio durante mucho tiempo.

- Pedir consejo.- Observa las ideas y decisiones de los demás, así como su experiencia. Expón tu caso a las personas con buena formación y buena moral; escucha sus opiniones y así decidirás con más elementos de juicio. Es posible que segas o no sus consejos, pero un mínimo de prudencia invita a escuchar estas valiosas opiniones. Quien busque consejo tiene que pensar que otros también tienen sentido de la razón. También puede ser útil consultar buenos libros sobre el tema que te interesa.

- Predecir las consecuencias.- La deliberación implica finalmente el predecir las consecuencias de las acciones. Hay que seguir un razonamiento lógico para tomar las decisiones correctas. ¿Qué sucede después? ¿A dónde me lleva esto? Es importante analizar el impacto de las acciones y no dejarse llevar por la emoción del momento.

C. Decidir


1. Deliberar y qué hacer después


No basta con deliberar mucho. Para conseguir la prudencia, también tenemos que decidir. A veces es prudente retrasar la decisión hasta que se completen todos los elementos a considerar en la deliberación. En otras ocasiones, sería una imprudencia el no comenzar a aplicar, tan pronto como te sea posible, lo que debes hacer. Deliberar sí, pero con vistas a elegir y decidir. Es importante deliberar pero también debes elegir un camino y seguirlo. El objetivo no es deliberar, sino decidir y actuar en consecuencia.

2. ¿Y si no me decido?


Para incentivarte que elijas rápidamente, dejando a un lado dudas, debes observar que la inactividad ya es una decisión. Quedarse quieto ya es una opción elegida, aunque claramente no quieras ni debas. Cuando dudamos de lograr algo, mientras que nos repele el sí, elegimos el no. Por ejemplo, si alguien tiene dudas entre estudiar o no, hasta que no comienza, su opción es no. El que no acaba de decidirse, opta en realidad por una negativa. Si demoramos cada vez más la resolución, quizás estas aprobando el rechazo inconsciente.

3. Una ayuda para los indecisos


Hay casos donde una de las opciones es de tal importancia que invita a resolver la duda en este caso. Debe deliberar un poco más, pero si la duda sigue, lo mejor es decidir afirmativamente y actuar.

D. Recursos para la conseguir la prudencia


1. ¿Más recursos para tomar las decisiones correctas y conseguir la prudencia?


Deliberar y decidir son los aspectos vitales de la prudencia, pero hay dos temas fundamentales más:

- Debe haber objetivos.- Para que la prudencia valga para algo, debe llevarte hacia ciertas metas. Que carece de ideas en su vida navega a la deriva de sus caprichos, gobernado por la frivolidad y la superficialidad. Algo similar a los niños pequeños que prestan atención sólo a lo inmediato. Me gusta, lo cojo. Si no, lloro. No prevén el alcance de sus actos pues carecen de criterios y objetivos.

- Es necesario tener objetivos correctos.- Si tomamos decisiones para un fin malicioso, la prudencia será perniciosa, como en el caso del ladrón que prepara un robo perfecto. Por lo tanto, es necesario tratar de formarse una correcta escala de valores, para dirigirse hacia lo que es realmente bueno.

2. Un resumen sobre cómo conseguir la prudencia


En resumen, una persona prudente decide durante un tiempo necesario, sin prisas, pide consejos, considerar las consecuencias de sus acciones, toma decisiones con la rapidez necesaria y tiene una correcta escala de valores que guía su acción. Con la práctica, estos aspectos aparecen de una manera suave y natural.

Te puede interesar:
El Arte de la Prudencia, de Baltasar Gracián



24 de agosto de 2017

Conseguir la serenidad en la vida

¿Cómo conseguir esta bendita serenidad? Te voy a dar siete pasos para conseguir la serenidad, que puedes usar en cualquier momento.


¿Qué es la serenidad? La serenidad es una sensación de alegría y satisfacción.


Se la percibe por conseguir un buen sentido de auto valor y buena autoestima así como por un buen nivel de confianza en otros y en el futuro. El estar tranquilo y tener un buen grado de serenidad no significa tener el certificado de garantía de que nuestra vida siempre será sólo buena. Nuestra vida no es como el cuento de la Cenicienta que las niñas leen cientos de veces en una semana, para experimentar todas las emociones de sorpresas desagradables y asegurarse de que la historia acabará bien (porque ya saben cómo termina).

Conseguir la serenidad en la vida
Conseguir la serenidad en la vida

La serenidad y la verdadera vida


Te voy a dar algunas noticias: este mundo no es el de los cuentos de hadas, pero es el planeta tierra. Nuestra vida no es un cuento de hadas, pero cada una de nuestras vidas es una historia única e irrepetible y ninguno de nosotros sabe cómo va a terminar (nadie, nadie en absoluto, eso la hace más emocionante). Al mismo tiempo, como cada uno de nosotros es el protagonista de su propia historia, puede hacer mucho para llegar a estar gusto, con placer y satisfacción. Y es en este lugar donde se encuentra la serenidad personal.

"Para estar tranquilo, es necesario conocer los límites de nuestras posibilidades y amarnos como somos”. Romano Battaglia

Dicho con otras palabras: tú tienes el control de tu vida. Si no puede realizar tu vida exactamente cómo deseas, con todos los detalles exactos (sería un poco loco, ¿no crees?), seguramente puedes implementar en tu propia imagen lo que reflejas. Aquí está el truco: en tu propia imagen para que se refleje: eso es consistente. Esto te permite conseguir la serenidad.

Es propio de niños el creer en cuentos de hadas para pensar en tener una vida "perfecta" que corresponda en cada detalle a lo que imaginamos en nuestra cabeza. El pensar en tener una vida perfecta quita serenidad, te obstaculiza en conseguir la serenidad.

En cambio los adultos tienen que ponerse a trabajar con confianza para conducir sus vidas a través de las oportunidades y los obstáculos del mundo. Así  te conviertes precisamente en el fiel reflejo de tu potencial, tus talentos y tus aspiraciones. Esto te permite vivir con serenidad.

"¡No te conformes con la felicidad, aspira a la paz y a la tranquilidad!”. Aldo Busi

7 pasos para conseguir la serenidad y mantenerla


¿Cómo conseguir esta bendita serenidad? Te voy a dar 7 pasos para conseguir la serenidad, que puedes usar en cualquier momento. Incluso uno sólo de ellos te puede ser suficiente para encontrar más serenidad, de forma muy muy rápida. Puedes elegir con total libertad.

1) Rompe los viejos patrones. ¿Cuáles son los viejos patrones? Por ejemplo un esquema de pensamiento muy poco útil es que para ser felices debemos tener niños y formar una familia. La serenidad tiene más de mil caras diferentes.

2) Céntrate en lo que te gusta: deja de pensar en el pasado, en los errores, en las cosas que no te gustan de tus amigos, en el mundo y en la política. Pon tus pensamientos en lo que te gusta. Y si tus pensamientos están "en movimiento", vuelve otra vez hacia lo que te gusta. Insistir, insistir, insistir. Con calma y paciencia.

3) Enfócate en cómo conseguir lo que te gusta: cada vez que piensas en lo que te gusta hacer o gustaría tener, hazte la pregunta "¿cómo puedo tener más de lo que me gusta?" Deja que esa pregunta vaya vagando libremente en tu mente y en tu corazón. Espera tranquilamente a ver, escuchar, y quedarás gratamente sorprendido por lo que haces y lo que te sucede si maduras.

“El hombre sereno consigue la serenidad para sí mismo y para los demás”. Epicuro

4) Almacena tus errores: esta frase tiene un doble significado. Las mujeres normalmente están obsesionadas por sus propios errores (incluso por aquellos que no cometen, que nunca cometieron y nunca cometerán. A veces se sienten mal incluso cuando lo hacen bien). Si realmente no puedes parar de pensar y no puedes "almacenar" estos pensamientos, ponlos en orden, en un archivo mental que necesite de la "experiencia" y "comparación" en el futuro. Si lo haces bien y con cuidado, este es un trabajo realmente útil.

5) Toma nota mental (y tal vez ponlo por escrito) de los nuevos descubrimientos haces sobre ti mismo y sobre la vida de los demás. Hazlo con regularidad. Encontrarás que tu vida es mucho más emocionante de lo que piensas. Y aprenderás a conseguir la serenidad.

6) Quiere a la gente que te importa, que está interesada en ti y proporciónale estímulos positivos. Romper los lazos antiguos y construir otros nuevos siempre es un reto. Pero si quieres conseguir la serenidad, se convierte en un estimulante desafío que trae  una gran satisfacción.

7) Destaca tus buenas cualidades: te han educado para que seas humilde, a venderte a ti mismo sin destacar y a admitir sólo tus errores. Ahora tienes que acostumbrarte a encontrar todas tus buenas cualidades (puedes encontrar una por día, utilizando dotes de investigación y creatividad) y ponerlos frente a ti. Esto te hace crecer, te conviertes en alguien selectivo (también en cuanto a la elección de las personas con las que tratar) y te lleva a ser alguien muy sereno.

Te puede interesar:
El libro de la serenidad, de Ramiro A. Calle
Serenidad en la vida cotidiana, de Christophe André

¿Y tú, como haces para conseguir la serenidad? Puedes dejas más abajo tus comentarios.