Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información | Y más
Mostrando entradas con la etiqueta China. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta China. Mostrar todas las entradas

8 de febrero de 2017

Cuando su empleado se enferme, déle el día libre

Kung Chang llamó a su jefe y le dijo:

- ‘Jefe, hoy yo no tlabajal, yo estal enfelmo. Duele cabeza, duele panza, duele pielna, no voy tlabajo’.

El Jefe le responde:

Cuando su empleado se enferme, déle el día libre
Cuando su empleado se enferme, déle el día libre
-‘Kung Chang, realmente hoy te necesito en el trabajo. Cuando me siento así de mal, le pido a mi esposa que tengamos sexo. Eso me hace sentir  mucho mejor y puedo ir a trabajar. Deberías probar, te hará muy bien’.

Dos horas después, Kung Chang vuelve a llamar a su Jefe y le dice:

-‘¡Jefe, no sabel qué decil! Glacias pol consejo, ya sentilme mucho mejol, enseguida yo il tlabajo. Felicito mucho, muy linda su casa, muy glande su cualto y muy buena su esposa’.

Moraleja administrativa: Sea claro y explícito al dar instrucciones a sus colaboradores.


13 de mayo de 2016

La joven y el príncipe

Cuento chino de la joven y el príncipe

La joven y el príncipe es un cuento corto chino que enseña a los niños que con trampas y engaños no se consigue nada y, es preferible ser honesto y sincero.


Hace muchos años, vivía en China un príncipe que iba a ser coronado emperador. Él era apuesto, inteligente, valiente y lo tenía todo para ser un buen emperador, todo menos una cosa: no estaba casado.

Para solucionar este problema se organizó un concurso entre las muchachas de la corte para que el príncipe pudiera escoger a su futura esposa. El concurso sería complicado puesto que el príncipe impondría un desafío a todas ellas y quien lo consiguiera realizar sería su esposa. 

La joven y el príncipe
La joven y el príncipe


Una anciana que servía en el palacio hacía muchos años, escuchó los comentarios sobre los preparativos. La anciana tenía una hija profundamente enamorada del príncipe. Cuando llegó a su casa le contó todo a su hija y ésta le dijo que quería ir a la celebración. La madre, sorprendida, le preguntó:

- 'Hija mía, todas las muchachas más bellas y ricas de la corte estarán allí. ¿No sería mejor olvidarte del príncipe y buscarte otro pretendiente?'

- 'No, querida madre. Yo sé que jamás seré escogida, pero es mi oportunidad de estar ahí e intentarlo. Si no lo consigo al menos por algunos momentos habré estado cerca del príncipe.' 

Esa misma noche, la joven llegó al palacio del príncipe. Allí estaban todas las muchachas más bellas, con las más bellas ropas, con las más bellas joyas y con las más determinadas intenciones. De pronto, apareció el príncipe y anunció el desafío:

- 'Daré a cada una de ustedes una semilla. Aquella que me traiga la flor más bella dentro de seis meses será escogida por mí, esposa y futura emperatriz de China'. 

El tiempo pasó y la dulce joven se entregaba en cuerpo y alma a cuidar a su semilla a pesar de no tener mucha experiencia en jardinería. Ella sabía que si lo hacía con mucha paciencia y ternura, no tendría que preocuparse con el resultado. Pasaron tres meses y nada brotó. La joven intentó todos los métodos que conocía pero nada había nacido.

Por fin pasaron los 6 meses, pero la joven no tenía flor. A pesar de ello fue al palacio para ver al príncipe. A su alrededor había muchas damas, cada una con su flor. Finalmente, llegó el momento esperado y el príncipe observó a cada una de las pretendientes con mucho cuidado y atención. El silencio inundó la sala y sólo se rompió cuando el príncipe dijo:

- 'Me casaré con la joven sin flor. Es la única que merece ser emperatriz de China puesto que es la única que ha sido honesta. Todas las semillas eran estériles'

Así pues, el príncipe y la joven se casaron y fueron felices y sinceros para siempre.


3 de marzo de 2016

La cólera de un particular (Cuento chino)

El Rey de T’sin mandó decir al Príncipe de Ngan-ling:


-A cambio de tu tierra quiero darte otra diez veces más grande. Te ruego que accedas a mi demanda.


El Príncipe contestó:

-El Rey me hace un gran honor y una oferta ventajosa. Pero he recibido mi tierra de mis antepasados príncipes y desearía conservarla hasta el fin. No puedo consentir en ese cambio.

La cólera de un particular  (Cuento chino)
La cólera de un particular  (Cuento chino)
El Rey se enojó mucho, y el Príncipe le mandó a T’ang Tsu de embajador. El Rey le dijo:

-El Príncipe no ha querido cambiar su tierra por otra diez veces más grande. Si tu amo conserva su pequeño feudo, cuando yo he destruido a grandes países, es porque hasta ahora lo he considerado un hombre venerable y no me he ocupado de él. Pero si ahora rechaza su propia conveniencia, realmente se burla de mí.

T'ang Tsu respondió:

-No es eso. El Príncipe quiere conservar la heredad de sus abuelos. Así le ofrecieras un territorio veinte veces, y no diez veces más grande, igualmente se negaría.

El Rey se enfureció y dijo a T’ang Tsu:

-¿Sabes lo que es la cólera de un rey?

-No -dijo T’ang Tsu.

-Son millones de cadáveres y la sangre que corre como un río en mil leguas a la redonda -dijo el Rey.

T’ang Tsu preguntó entonces:

-¿Sabe Vuestra Majestad lo que es la cólera de un simple particular?

Dijo el Rey:

-¿La cólera de un particular? Es perder las insignias de su dignidad y marchar descalzo golpeando el suelo con la cabeza.

-No -dijo T'ang Tsu- esa es la cólera de un hombre mediocre, no la de un hombre de valor. Cuando un hombre de valor se ve obligado a encolerizarse, como cadáveres aquí no hay más que dos, la sangre corre apenas a cinco pasos. Y, sin embargo, China entera se viste de luto. Hoy es ese día.

Y se levantó, desenvainando la espada.

El Rey se demudó, saludó humildemente y dijo:

-Maestro, vuelve a sentarte. ¿Para qué llegar a esto? He comprendido.


7 de septiembre de 2015

El chino que consiguió sin esfuerzo 100.000 flechas en tres días

¿Los mejores regalos vienen de los amigos o de los enemigos? Cuando un maestro estratega necesita fabricar 100.000 flechas en tres días, encuentra la mejor solución en que se las entreguen directamente desde los arcos de un sorprendente benefactor.


En el año 208 d.d.C. el ejército del estado de Wei situado al norte de China está de camino hacia el sur con la misión de formar un imperio sobre la base de las Tierras del Centro. Este ejército, dirigido por el ambicioso y despiadado Cao Cao, es enorme y se siente cada vez más con más moral debido a las victorias conseguidas. Cuando llega a las orillas del río Yangtze, monta el campamento y prepara la batalla que está por venir.

Al otro lado del ancho cauce del río se encuentran los estados del Shu y Wu. Sintiendo la amenaza eminente del norte y sabiendo que son superados en gran medida en número, los reyes de los estados de Shu y Wu se unen en una coalición en un intento desesperado de contrarrestar el ataque inminente de las fuerzas Wei.

Zhuge Liang se encarga de asesorar a los generales del ejército Shu y de Wu y tiene que idear un plan para contener al muy superior ejército de Cao Cao que avanza desde el norte. El maestro de la estrategia idea un plan y los estados del Sur esperan un milagro.

El plan de Zhuge Liang


La ocasión le llega a Zhuge Liang de una manera inesperada. Aunque Shu y su vecina Wu son técnicamente aliados, los generales de Wu no tienen gran confianza en Zhuge Liang, y están envidiosos de sus habilidades legendarias. Incluso en este momento, cuando deberían estar unidos, sus celos les llevan a idear un plan para deshacerse de él.

El chino que consiguió sin esfuerzo 100.000 flechas en tres días
El chino que consiguió sin esfuerzo 100.000 flechas en tres días

Le informan que están planeando un ataque contra el ejército del norte y que necesitarán 100.000 flechas, lo que es una impresionante cantidad de municiones. Le dicen que el ataque comenzará dentro de 10 días y, a pesar de que esta es una tarea que parece imposible, Zhuge Linag tendrá que encontrar una manera de conseguir lo que necesitan, o será ejecutado. Zhuge, siempre abanicándose con calma, responde sonriendo: "dame tres días."

Zhuge Liang pasa los primeros dos días preparando su operación secreta. Reúne 20 barcos rápidos con una tripulación de 30 soldados. Luego rodea a cada grupo de 30 soldados con soldados ficticios rellenos de paja, lo que es, en esencia, un ejército de espantapájaros.

Al tercer día, ordena a su general Lu Su que lleve los barcos a través del ancho rio Yangtze. Lu Su no sabe  en realidad lo que Zhuge tiene bajo la manga, y llega más que nervioso cerca de la orilla enemiga.

Flechas como la lluvia


Una densa niebla cubre todo el río, y los barcos reman hacia territorio enemigo. Zhuge ordena a sus hombres gritar y batir sus tambores de batalla. Asustados por el gran alboroto y cegados por la niebla, el enemigo sorprendido dispara interminables andanadas de flechas desde la orilla hacia la dirección de donde proviene el ruido.

El chino que consiguió sin esfuerzo 100.000 flechas en tres días
El chino que consiguió sin esfuerzo 100.000 flechas en tres días
Zhuge posiciona su flota en una línea hacia el campamento enemigo. Cuando las flechas llueven más densas que el aguanieve, simplemente se clavan en los hombres de paja de la cubierta, creando alfileteros del tamaño de un hombre. Una vez que los hombres de paja de los barcos han absorbido todas las flechas que pueden, Zhuge gira los barcos 180 grados para presentar el otro lado, que también se llena de flechas. Al final, cargado con más de 100.000 flechas, Zhuge dirige las erizadas naves a territorio amigo, donde es recibido por los confundidos generales de Wu. 

"¿Cómo inventó un plan tan brillante?", le preguntaron con renuente admiración. "Un buen general debe estar bien versado no sólo en la estrategia de batalla, sino también en la astronomía, la geografía, la adivinación, y los principios del yin y el yang", respondió Zhuge. "Sabía con tres días de antelación que habría una densa niebla, y así preparé mi plan." Gracias al plan de Zhuge, el ejército combinado de Shu-Wu fue debidamente armado y estuvo listo para lanzar un ataque. 

Lo que siguió fue conocido como la batalla del acantilado rojo, y esas 100.000 flechas resultaron ser fundamentales  para lo que resultó ser una victoria decisiva para las fuerzas del sur. Pararon el avance de Cao Cao que se retiró con lo poco que quedaba de su ejército.

Estrategia China numero 3: 

Matar con una espada prestada. Consiste en utilizar los recursos ajenos en provecho propio. Si el adversario puede hacerte el trabajo, ¿por qué hacerlo uno mismo? (Las 36 estrategias chinas) Descargar extracto



4 de abril de 2015

El ego pesa demasiado para cargarlo y soportarlo

Todos los días, el maestro Zhang nos hacía subir corriendo los cientos de escalones del Monte Wu Dang inmediatamente después de la salida del sol. Mientras, él esperaba sentado en una piedra en la cima, justo en la entrada del monasterio donde el resto del día pasaríamos entrenando y meditando los secretos del arte Taoísta.

La visión de su silueta nos alegraba, más por saber que ya se acercaba el final del recorrido que por el respeto que le debíamos.

El ego pesa demasiado para cargarlo y soportarlo

El ego pesa demasiado para cargarlo y soportarlo


Cierto día, antes de regresar a casa, me quise esforzar para llegar el primero, pero, al verme, dijo:


- ¡Subes muy pesado! Baja y haz de nuevo el recorrido más ligero –

Sin poder creer lo que me estaba pidiendo, sin embargo me di la vuelta y descendí hasta el valle para comenzar otra vez el ascenso.

Con el alma a cuestas, jadeando, llegué por segunda vez donde se encontraba.

– ¡Mucho mejor! – dijo sonriendo – Pero baja de nuevo porque sigues muy pesado –

Mirándolo atónito, sin rechistar, bajé como pude y subí otra vez hasta que, al cabo de un buen rato, llegué a la piedra donde se encontraba y caí rendido a sus pies

– ¡Muy bien! – exclamó – Esta vez lo has hecho muy bien

– Pero maestro – dije tirado en el suelo – Si he tardado una eternidad y he subido la mayor parte del camino a cuatro patas, ¿cómo he podido hacerlo ahora mejor que antes?

– Pues verás, hijo mío, porque la primera vez subiste lleno de orgullo y, aunque fuiste el primero, tu ego pesaba demasiado. La segunda vez, viendo el gran trabajo que tenías que hacer, dosificaste tus fuerzas. Ya no querías llegar el primero, no tenías que ser mejor que nadie, por eso tu ego no te distrajo demasiado. La última vez ha sido la mejor porque has cambiado tu ego por esfuerzo y determinación. Esta vez no ha habido orgullo, ni vanidad, ni interferencias, tan solo entrenamiento. Por eso has subido más ligero, por eso ahora lo has hecho perfectamente. 

El ego siempre pesa demasiado para tener que soportarlo y cargarlo a cada instante."




11 de marzo de 2014

Las Seis Enseñanzas Secretas

En la dinastía Chou del siglo XI antes de Cristo, un excéntrico consejero, conocido como T´ai Kung establece los principios del gobierno y de la guerra a través de conversaciones con el rey Wen y su sucesor, el rey Wu. 


La historia de China tiene muchas "enseñanzas secretas". Hacer aparecer las cosas como secretas las hace más deseables, ya que parecen escasas y de difícil acceso. Normalmente, para obtener acceso a conocimientos secretos se requiere de inversiones que llevan a un mayor compromiso, ya que la persona actúa para mantener la coherencia con su inversión. Estas páginas incluyen breves notas sobre puntos clave de estas enseñanzas.
Las Seis Enseñanzas Secretas

Maestro del rey Wen 


Lecciones aprendidas 

- Un verdadero hombre de valor ve objetivos ambiciosos. Un hombre común se ve sólo los asuntos ordinarios.

- Los verdaderos hombres están unidos por intereses comunes en asuntos importantes.

- Para atraer a un pez grande, se necesita un gran cebo y un sedal fuerte. Esto puede requerir un compromiso significativo. Es simple, unas recompensas poco brillantes sólo atraen a los peces chicos.

- Un gobernante sabio establece formas de jugar con las emociones. El autor muestra la humanidad, la virtud y la justicia mediante el comercio y el ahorro, aliviando y eliminando las dificultades. Esta es la manera de crear seguidores.

Discusión 

Esta lección presenta el rey Wen y el encuentro con su maestro, T'ai Kung, que usa la analogía de pesca para extraer lecciones de aprendizaje.

El punto sobre el que requiere gran cebo y un sedal fuerte para atrapar peces grandes es notable la importancia que otorga al compromiso. Si deseas tomar precauciones o lo que ofreces sólo es un simple cebo, el pez grande detecta tu falta de compromiso.

Esta introducción incluye una advertencia directa al rey para ser amable con su pueblo, señalándole que así se crean los seguidores. Aquí hay una lección que muchos de los líderes de hoy en día aún necesitan aprender. Parece que existe una naturaleza humana de base hacia el uso de castigo y recompensa cuando se tratan de motivar a los demás. Se requiere más habilidad para utilizar la amabilidad para hacer que las personas realmente quieran hacer lo que les pides. De esta manera, rara vez necesitas tener necesidad de mando.

Plenitud y Vacío 


Lecciones aprendidas 

- Algunos países son...

CONTINUA EN:

22 de octubre de 2013

El Top 10 de Confucio

Confucio es uno de los personajes más citados. Es tan popular que hay un especial de "Confucio dice..." Confucio, cuyo nombre significa literalmente "Maestro Kong", vivió en el 551-479 a. C. Era un pensador y filósofo chino cuyas enseñanzas han influido profundamente en el pensamiento de Asia.


Se presentó a sí mismo como un" alguien que no inventó nada" y que destacó la importancia del aprendizaje, que es una de las razones por la que es considerado por los chinos como "El Maestro más grande". 

El Top 10 de Confucio
El Top 10 de Confucio
Una de las fuentes más conocidas de Confucio son las Analectas, una colección de sus enseñanzas, que fue compilada muchos años después de su muerte. Muchas de ellas son universales y atemporales en su hermosa y simple verdad. Son tan válidas hoy en día como cuando salieron de la boca de Confucio. Aquí echamos un vistazo a 10 de las citas más inspiradoras de Confucio.

Confucio dice...

1." No le impongas a otros lo que no elegirías para ti mismo". 


Es la "Regla de Oro" y la esencia de la verdadera compasión. No es la compasión de mirar hacia abajo a alguien y tener compasión por los otros, eso no es una compasión real. Compasión significa ver a la otra persona 100 % igual a uno mismo (en su valor y no en las diferencias superficiales, que es en última instancia lo que importa). De hecho, se veía a sí mismo como cualquier otra persona. Y por lo tanto no puedes dañar a nadie sin hacerte daño a ti mismo también.

Esto no significa perder la individualidad o la autoestima, sino que la otra persona gana el mismo regalo.

2. "El verdadero conocimiento es conocer el alcance de la propia ignorancia." 


Esa es mi frase favorita ya que expresa algo muy profundo que también es muy útil saber: La ignorancia es una negligencia deliberada o la negativa a adquirir conocimientos. Se trata de ampliar la perspectiva de uno mismo con el fin de ver una verdad más amplia. Un ejemplo sería tener pensamientos racistas sin darse cuenta de que todos los hombres son iguales.

Por tanto, la verdad última es que no hay absolutamente ninguna ignorancia, lo que significa que la perspectiva o la conciencia se han convertido en uno con todo lo que hay. En el budismo la ignorancia (Avidy?) es vista como la causa principal del sufrimiento. La liberación es la Iluminación. Otra cita de Confucio sobre este tema es "la ignorancia es la noche de la mente, pero una noche sin luna ni estrellas."

3. "Oigo y olvido. Veo y recuerdo. Hago y entiendo" 


Esta frase es simplemente perfecta. Lo que está expresando aquí es que tenemos que experimentar algo por nosotros mismos para entenderlo realmente. Si estamos escuchando algo, podría ser interesante. Si vemos algo, podría ser hermoso. Pero si tenemos hacerlo nosotros mismos - haciéndolo activamente - podemos realmente saber cómo es.

Imagina algo...

CONTINUA EN:

12 de junio de 2013

Los tigres no obedecen las leyes

En la época en que Yang Shuxian era magistrado en Jingzhou, los tigres constituían una verdadera calamidad para los habitantes.


Un día, Yang hizo pulir la roca y mandó a grabar un largo edicto que podía resumirse en estas palabras más o menos:

«¡Tigres, aléjense de estos lugares!»


Los tigres no obedecen las leyes
Los tigres no obedecen las leyes

Más tarde, cuando lo nombraron prefecto en Yulin, Yang Shuxian le escribió al magistrado Zhao Dingji de Jingzhou, para rogarle que hiciera calcar su edicto lapidario contra los tigres. Quería varias copias. «Deseo servirme de ellas para educar a mis administrados – decía – pues los habitantes del Lingnan son muy salvajes todavía.»

Zhao mandó a obreros para que calcaran el edicto. Al día siguiente fue un anciano a decirle: «Los tigres han matado ya a dos obreros mientras ellos sacaban la copia del texto grabado en la roca.»

Song Pi Lei Chao

También le puede interesar:

8 de junio de 2013

El detector de mentiras

Cómo detectar la mentira y al mentiroso.“El que ha hecho algo malo pero teme que lo descubran, todavía puede salvarse. El que ha hecho una obra buena pero tiene ansias de darla a conocer, ya esta manchado.” Raíces Vegetales


En tiempos de la dinasta Song, hace unos mil años, había un magistrado llamado Chen Ziang, en la provincia de Fujian, en el sur de China.

El detector de mentiras
El detector de mentiras

Cierta noche hubo un robo en una posada y desapareció una cantidad importante de dinero. La policía detuvo enseguida a todos los sospechosos de la posada y de sus alrededores. Eran quince personas en total. Pero ninguna se reconoció como autora del robo.

En una primera audiencia, el magistrado Chen no encontró pruebas suficientes para acusar a nadie. Acto seguido anuncio que en un templo que estaba al norte de la ciudad había una campana de bronce antigua que tenia el poder divino de distinguir a los ladrones entre las personas honradas.

Envió a varios agentes de policía a que pidieran prestada la campana y la trajeran. Cuando se coloco la campana en la sala de audiencias, el magistrado le hizo una reverencia y le pidió solemnemente que emitiera su veredicto en el caso presente. Hizo venir a los quince sospechosos ante la campana. Les dijo que cada uno de ellos debía tocar la campana con las manos y que si el hombre era inocente, la campana guardaría silencio cuando la tocara. Pero si el hombre era culpable, la campana sonaría.

El detector de mentiras
Fotograma de la película "Confucio"
Entonces apagaron todas las luces y la sala de audiencias quedo completamente a oscuras. Los sospechosos se fueron acercando uno a uno a la campana de bronce, que estaba colocada detrás de un biombo y apoyaban las manos en ella. La campana no sono, y el publico de la sala se quedo desilusionado, viendo que todos habian superado la prueba.

Cuando se volvieron a encender las luces, el magistrado pidió ...
CONTINUA EN:
http://www.elartedelaestrategia.com/detector_de_mentiras_de_la_antigua_china.html

También le puede interesar:

20 de mayo de 2013

Replantar España

Un proverbio chino dice que si haces planes para un año, siembra arroz. Si los haces por dos lustros, planta árboles. Si los haces para toda la vida, educa a una persona.  Por lo que sabemos de esta potencia, el problema del hambre está controlado y la educación empieza a ser muy digna de tener en cuenta, como buenos discípulos de Confucio.


Replantar España
Replantar España

Lo que a lo mejor nos sabías es que, pese a la mala y justificada fama de país contaminante, están plantando una nueva Gran Muralla verde. Naturalmente con árboles.  En 2012 se plantaron en ese país 2.600 millones de árboles como parte de las medidas para frenar la desertización y los efectos adversos de la contaminación. De lo que se deduce que están aplicando los tres tiempos del proverbio (un año, dos lustros, una vida).
China es admirable en muchos aspectos y en otros digamos que no tanto. Pero hay algo me da envidia  y que puede ser efecto de su educación confuciana: trabajan a largo plazo. Cuando un chino monta un negocio, lo hace pensando en sus nietos o bisnietos.
Igualito que aquí, que en el mejor de los casos se piensa a 4 años vista. En España, entre los finales de la República y los primeros años del franquismo (exceptuando la Guerra Civil),  a la vez que se construyeron los embalses que ahora hacen que tengamos reservas de agua, también se realizaron grandes replantaciones de masa forestal.  Muchos bosques casi centenarios que ahora disfrutamos y que se han salvado de la quema, son de esas fechas.

Reforestación en el desierto del Gobi. China
Reforestación en el desierto del Gobi. China
El tema se retomó en 1982 con Felipe González y más tarde en 1.996 con José Mª Aznar. Bueno, hay precisar que lo de repoblar fueron promesas electorales que acabaron en humo (a veces literalmente, por la cantidad de incendios asociados a la burbuja del ladrillo) Por cierto, que ahora, al haber estallado esta burbuja han descendido sensiblemente estos incendios, ¿curioso, verdad?
Que digo yo, que si estos dos ex presidentes hubieran cumplido con esta promesa, ahora tendríamos bosques de 31 y 17 años. Aún más, si el presidente ZP (marca registrada) hubiera empleado el Plan E en repoblar de árboles esta piel de toro llamada España, ahora la ardilla podría cruzar España saltando de árbol en árbol y no de gilipollas en gilipollas.
Pero por lo visto todos estos ex presidentes que hemos disfrutado, no tenían planes para dos lustros, al contrario de como se lee en el proverbio chino.
También le puede interesar:
Confucio

22 de abril de 2013

El obsequio de las palomas

El Lie Zi es una de las tres obras fundamentales del taoísmo filosófico, junto con las más conocidas de Lao Tse y Zhuang Zi. Es atribuido a Lie Yukou (Lie Zi), a quien se considera un personaje legendario.


El texto fue inscrito en la librería imperial con el nombre de Tratado de la Perfecta Vacuidad. Generalmente es considerada la más práctica de las obras taoístas principales, frente al más filosófico Tao Te King o al más poético Libro de Zhuang Zi. 

EL OBSEQUIO DE LAS PALOMAS 


El obsequio de las palomas
El obsequio de las palomas



Era costumbre en Handan cazar palomas para regalarlas al príncipe el día de Año Nuevo. Esto agradaba tanto al soberano que repartía valiosas recompensas. Alguien le preguntó la razón de esta costumbre. 

- El día de Año Nuevo dejo las palomas en libertad para demostrar mi bondad - contestó el príncipe. 

- Como sus súbditos saben que Ud. necesita palomas para libertarlas, todos se dedican a cazarlas - comentó el otro -. Y el resultado es que al cazarlas, mueren muchas. Si Ud. realmente quiere salvarlas, es mejor que prohíba su caza. Tal como están las cosas, Ud. las caza para libertarlas y su bondad no puede reparar el daño que ocasiona. 

El príncipe asintió. 
CONTINUA EN:

17 de abril de 2013

36 estrategias chinas

China ya es una superpotencia: conviene saber cómo piensan en "el imperio del centro"


Estas estrategias fueron escritas en China a lo largo del tiempo por personas muy diferentes: expertos en táctica militar, comerciantes, pícaros, cortesanos, filósofos, poetas, buscavidas, escritores y gente normal y corriente. 


36 estrategias chinas
36 estrategias chinas
Cualquier persona puede emplearlas para comprender la historia, política, negocios, relaciones humanas y relaciones profesionales.

Ofrecen consejos prácticos para cualquier situación:

  • seducir a una persona,
  • trabajos en ventas y en tecnología
  • para situaciones desesperadas, momentos de confusión y crisis
  • de ataque y defensa
  • enfrentamientos con adversarios
  • búsqueda de la superioridad sobre los competidores. 


Cuando usted domine estas 36 estrategias, estará preparado para encontrar soluciones a cualquier tipo de problema y será capaz de adaptarse a toda clase de circunstancias. 
Ejemplos de estrategias: 

Estrategia china 3. Matar con una espada prestada 

Consiste en utilizar los recursos ajenos en provecho propio. Si otro puede hacerlo por ti, no lo hagas tu y apúntate el éxito.

36 estrategias chinas
36 estrategias chinas

Estrategia china 4. Relajarse mientras el enemigo se agota a sí mismo 

Hay que forzar a los enemigos a gastar su energía mientras se conserva la propia. Cansar al adversario persiguiendo objetivos inútiles o hacerles venir desde muy lejos, mientras se permanece en el terreno propio.

Estrategia china 10. Ocultar la daga tras una sonrisa 

Significa ganar la confianza del contrincante y actuar solamente cuando ha bajado la guardia.

Estrategia china 15. Atraer al tigre fuera de las montañas 

Es mejor hacer salir al enemigo para luchar que...

CONTINUA EN:

11 de enero de 2013

Wu Zetian, una mujer en el trono del Imperio del Centro


Como muchas civilizaciones, China ha estado dominada por los hombres durante gran parte de su historia. Hasta hace muy poco, las mujeres tenían pocos derechos, y el poder directo se les negaba por completo.


Wu Zetian, una mujer en el trono del Imperio del Centro
Wu Zetian, una mujer en
el trono del Imperio del Centro

Era algo insólito que una mujer consiguiera el título de emperador y se convirtiera en la figura más poderosa de China. Solo una fue capaz de hacerlo en toda la historia del país. Y no fue otra que Wu Zetian, una de los gobernantes más notables (entre hombres o mujeres) que el mundo haya visto


Concubina Wu 

Wu era una niña asombrosamente bella y, a los 13 años (aprox. en el 639 d. C.), se convirtió en concubina del emperador Taizong. No tuvo ningún hijo con él y, a la muerte de éste en el 649, se marchó de palacio para convertirse en monja budista, una práctica común para las concubinas sin hijos en aquella época. Y aquí debía haber acabado su historia. No obstante, el destino iba a darle otra oportunidad para alcanzar la gloria.

Como gran parte de la política actual china, esto se complica mucho. La emperatriz Wang, esposa del emperador de aquel momento, Gaozong (hijo del anterior emperador, Taizong), temía que éste se enamorara demasiado de su consorte Xiao. Era un motivo de preocupación, porque se sabía de consortes que en el pasado habían desbancado a emperatrices y las habían hecho matar. Para distraer a su esposo de las atenciones de la consorte Xiao, la emperatriz hizo que Wu, que aún era joven y hermosa, regresara al palacio y se reincorporara como consorte.

Wu Zetian, una mujer en el trono del Imperio del Centro
Wu Zetian, una mujer en el trono del Imperio del Centro
La táctica tuvo éxito (demasiado éxito, de hecho) ya que, en unos años, Wu había desbancado tanto a la consorte Xiao como a la emperatriz Wang en el afecto del emperador Gaozong. Mataron a ambas mujeres, y ella consiguió el título de emperatriz. Algunos historiadores creen que ella misma mató a su propia hijita y culpó a la emperatriz del asesinato. Aunque no se ha demostrado, los hechos que siguieron indican que podría haberlo hecho perfectamente.

Emperatriz consorte Wu 

Como emperatriz consorte, Wu maniobró rápidamente para consolidar su poder. Forjando alianzas con funcionarios poderosos, hizo que...
CONTINUA EN:

15 de diciembre de 2012

Concentre sus fuerzas


Conserve sus fuerzas y su energía manteniéndolas concentradas en su punto más fuerte.


Concentre sus fuerzas
Concentre sus fuerzas
Ganará más descubriendo un rico yacimiento y explotándolo en profundidad, que pasando de un yacimiento pobre a otro: la intensidad siempre triunfa sobre la dispersión. Cuando busque fuentes de poder que puedan promoverlo, procure encontrar siempre el patrón clave único, la vaca lechera que pueda ordeñar durante largo tiempo.

En China, a principios del siglo VI a.C., el reino de Wu inició tina guerra con las vecinas provincias del norte del Reino del Medio. Wu era una potencia en expansión pero carecía de la gran historia y civilización del Reino del Medio, que durante siglos había sido el centro de la cultura china. Al derrotar al Reino del Medio, el rey Wu elevaría de inmediato su posición. 

La guerra comenzó con grandes fanfarrias y varias victorias, pero pronto se estancó. Una victoria en un frente sólo lograba que los ejércitos de Wu quedaran vulnerables en el otro. El principal ministro y asesor del rey, Wu Tzu-hsiu, le advirtió que el estado bárbaro de Yueh, ubicado hacia el sur, estaba comenzando a advertir los problemas del reino de Wu y planeaba invadirlo. El rey rió: una victoria importante más y el gran Reino del Medio sería suyo.

En el año 490, Wu Tzu-hsiu envió a su hijo al reino de Ch'i, donde se hallaría a salvo. Con este proceder dio al rey una clara señal de que desaprobaba la guerra y creía que la ambición egoísta del soberano estaba conduciendo a Wu a la ruina. El rey, que se sintió traicionado, se volvió contra su ministro, lo acusó de deslealtad y, en un acceso de ira, le ordenó suicidarse. Wu Tzu-hsiu obedeció, pero antes...

CONTINUA EN:

19 de noviembre de 2012

Qin Shi Huang, el Primer Emperador

Los mundialmente famosos "guerreros de Xi an" son el afortunado testimonio de una de las épocas más convulsas y relevantes de la historia de China, los años en que unos reinos divididos y masacrados por las guerras feudales dejaron paso al primer imperio unificado, germen del nacimiento del mayor país del mundo y de su monumento más memorable, la Gran Muralla. El artífice fue un gobernante con una visión política poco común, Qin Shi Huang, el primer emperador de China.



Qin Shi Huang, el Primer Emperador
Qin Shi Huang, el Primer Emperador

"Una palabra vale más que mil piezas de oro." Este aforismo chino era algo más que una metáfora hacia el año 247 a. de C. En la plaza del mercado de Xianyang, capital del Reino de Qin, en el noroeste del país, se exponía, entre puestos de comida y de todo tipo de mercaderías, un enorme libro que compilaba el conocimiento filosófico, político, histórico y científico de la época, los Anales del maestro Lu. Sobre este colgaba un millar de doradas monedas que Lu Buwei, el canciller del rey, ofrecía a cualquiera que se creyera capaz de añadir una sola palabra a tan magna obra. Evidentemente, no hubo ninguna sugerencia.

Esta lección tan directa sobre el pueblo de Qin simboliza a la perfección el inicio de una etapa que iba a convertir a un pequeño reino en el centro de China en un adelantado a su tiempo y en la cabeza del esfuerzo unificador de un gran Estado que poco tiene que ver con el gigante que hoy se asienta sobre nueve millones de kilómetros cuadrados y cuenta con 1.100 millones de habitantes (la sexta parte de la población mundial).

En aquellos años en que, en el Mediterráneo, Cartago expandía su poder marítimo y empezaba a ser una amenaza para la Roma republicana, en el corazón de Asia varios Estados guerreros se castigaban mutuamente con continuos enfrentamientos que los dejaban exhaustos, tanto en términos humanos como materiales. Una dinámica de aniquilamiento por la cual un país era capaz de destruir las presas de los ríos cuando estaban llenas con el único fin de inundar al vecino. La superación de esta etapa fue posible gracias a la acción unificadora del supremo señor de Qin, Qin Shi Huang, el primer emperador de China.

Curiosamente, Qin era uno de los reinos más marginales, en términos geopolíticos, de los siete que dominan esta época. Los otros seis eran: Han, Zhao, Yan, Wei, Chu y Qi. Todos ellos juntos corresponden a lo que hoy es la China de los grandes ríos, la más fértil, que se extiende desde el mar de la China, por el este, hasta el paralelo 105, y que por el noroeste era defendida por la Gran Muralla.


Qin Shi Huang, el Primer Emperador. Guerreros de terracota de Xian
Qin Shi Huang, el Primer Emperador. Guerreros de terracota de Xian

Una familia complicada


La historia de este gran unificador, Qin Shi Huang (259?- 210 a. de C.), comienza como la de un rey adolescente de 13 años, bajo la regencia de su madre, con un entorno no demasiado favorable a sus designios: el país estaba controlado por el canciller Lu Buwei, que quizás era su padre natural, mientras que la reina madre, viuda pero todavía joven, se había echado en brazos de un nuevo amante, Lao Ai, que, al calor de su relación, había alcanzado ya el título de marqués de Changxin y amenazaba con conseguir más poder. Sin embargo, Shi Huang, tras ser coronado en el 238 a. de C., a los 22 años, demostró una determinación y una energía que en poco tiempo lo llevaron a tomar el mando y deshacerse de sus enemigos: Lao intentó una revuelta nada más producirse la entronización de Shi Huang. Este la aplastó sin piedad e incluso ejecutó a los dos hijos que su madre había tenido con él, que hubieran podido ser rivales.

A ella la confinó en un alejado palacio. Por último, se deshizo de Lu Buwei, que había sido una fuerza importante en la conversión de Qin en un Estado gobernado por algo más que la fuerza de las armas, pero que le resultaba incómodo por su enorme ascendiente en el país y por los rumores que lo señalaban como su auténtico padre, que posiblemente no fueran ciertos pero eran alentados por sus enemigos. Lu Buwei se habría suicidado ingiriendo veneno.

Tras esta limpieza interna, el consolidado rey de Qin ...
CONTINUA EN:
http://www.elartedelaestrategia.com/qin_shi_huang_el_primer_emperador.html



14 de noviembre de 2012

Sun Bin. Parecer cobarde para vencer


El Estado Wu coaligado con el Estado Tchao atacó al Estado Han. Este último pidió ayuda al Estado Tchi. El rey ordenó a Tien Tchi que organizara la campaña y marchara contra el Estado de Wu.

Sun Bin. Parecer cobarde para vencer
Sun Bin. Parecer cobarde para vencer
Enterado de esas disposiciones Pang Tchuan, comandante en jefe de los ejércitos Wu, interrumpió la invasión, se retiró de Han y trató de recuperar su país.

Cuando el ejército Tchi ya había cruzado la frontera del Estado Han, Sun Bin dijo: las tropas de nuestros adversarios consideran a los nuestros como cobardes. El guerrero hábil tomará en consideración esta circunstancia y establecerá su estrategia de modo de obtener beneficio de ella.

Según el arte de la guerra, un ejército que en el afán de aprovechar una ventaja se apresura a recorrer una distancia de cien leguas, perderá la cabeza de la vanguardia, y en una distancia de cincuenta leguas, dejará en el camino la mitad de sus tropas antes de alcanzar el punto crítico. 


Luego Sun Bin ordeno a las tropas que al entrar en Wu encendieran cien mil fuegos la primera noche, cincuenta mil la segunda y treinta mil la tercera.

CONTINUA EN:

25 de septiembre de 2012

Los romanos en China. La leyenda de la legión perdida de Craso

Según la historia oficial, se considera que el primer contacto entre romanos y chinos se produjo en el año 166, cuando una embajada enviada por Marco Aurelio llegó hasta Luoyang.



Los romanos en China. La leyenda de la legión perdida de Craso
Los romanos en China. La leyenda de la legión perdida de Craso

Las distancias tan grandes para aquellos tiempos impidieron el establecimiento de serias relaciones diplomáticas entre las dos culturas más florecientes conocidas hasta la fecha, y el conocimiento que tuvieron entre sí los dos pueblos fue vago e inexacto.

Los chinos denominaron al Imperio Romano como “Li-jien”, que etimológicamente procede de la palabra “legión”, a través de algunos de sus comerciantes que se movieron por Alejandría.

En base a unos estudios de hace cincuenta años que conectan narraciones de historiadores coetáneos chinos y romanos, y gracias a trabajos genéticos y antropológicos actuales en una pequeña región noroccidental china que curiosamente se llamó en el pasado “Li-jien” se abre una brecha en lo admitido hasta la actualidad con respecto al contacto entre los dos Imperios, y lo que empezó con tintes de leyenda empieza a perfilarse como una realidad bastante más que plausible.

Año 53 a.C.
Licinio Craso emprende una arriesgada campaña en Asia, y al frente de 45.000 hombres se adentra en el imperio de los partos, un poderoso reino oriental, medio bárbaro y medio griego, como herencia de las campañas de Alejandro Magno y que ocupaba los territorios de los actuales Irán, Irak y parte de Turquía. Craso es uno de los tres elementos que conforman el triunvirato que rige toda Roma y desea laurearse en la guerra al igual que hacen Julio César, que triunfa en esos momentos en las Galias, y Pompeyo, que se halla en Hispania escarmentando a los rebeldes íberos que bajo Sertorio aspiran establecer un estado independiente con capital en Osca (Huesca).

Los romanos que lidera están compuestos por siete legiones, 4.000 arqueros y 4.000 jinetes galos, y se creen capaces de escarmentar a la temida caballería parta, que es el cuerpo principal del ejército enemigo.


Los romanos en China. La leyenda de la legión perdida de Craso
Los romanos en China. Chinos con ragos europeos
La leyenda de la legión perdida de Craso

Los sucesos de esta contienda nos han llegado a través de escritos de Plinio y Plutarco, y lo fundamental es que una vez atravesado el Eúfrates, probablemente con las tropas estiradas en una marcha formada por una delgada columna, son atrapadados por sorpresa por la caballería enemiga en Carrhae (Carras, la actual Harran para los turcos). Se produce un descalabro de primer nivel, en el que seguramente los partos dividirían al temible ejército romano en partes, aislándolo en grupos y haciéndolo más vulnerable a las acometidas de los jinetes, y el resultado fué de más de 20.000 muertos con Craso al frente, y más de 10.000 prisioneros. Tras la batalla gran parte de los prisioneros son utilizados en trabajos forzados, pero algunas unidades de élite son enviadas a Bactria (otro territorio que fué un reino helenístico), al norte del actual Afganistán, a orillas del río Oxus (actualmente denominado Amu Dariá) para proteger la frontera y combatir a los antecesores de los hunos, nómadas que por aquellos años asolaban esas tierras. Y qué mejor que enviar a los mejores romanos supervivientes para contenerlos.

Aquí, en los confines orientales conocidos para los mediterráneos ...

CONTINUA EN:

6 de agosto de 2012

Palillos de marfil y corrupción

Cuando el rey Zhou pidió palillos de marfil, Qi Zi se preocupó.



Palillos de marfil
Palillos de marfil

Temía que en cuanto el rey tuviera palillos de marfil no se contentaría con la vajilla de barro y querría vasos de cuerno de rinoceronte y jade; y que en vez de legumbres y verduras, pediría manjares exquisitos, como cola de elefante y cachorros de leopardo. Difícilmente estaría dispuesto a vestir telas burdas y a vivir bajo un techo de paja; y encargaría sedas y mansiones lujosas.

- Me siento inquieto, temo el final de todo esto – dijo Qi Zi.

Cinco años después, en efecto, el rey Zhou tenía un jardín repleto de manjares, torturaba a sus súbditos con hierros candentes y se embriagaba en un lago de vino. Y así perdió su reino, empezando por unos palillos de marfil.

Han Fei Zi

Para saber mas sobre temas de China y Extremo Oriente:

27 de julio de 2012

Geoestrategia. La región euroasiática


La fuerza bruta militar no es algo que esté de moda en Europa ni en España, pero sí que está muy de moda en la región euroasiática, y no sólo en Oriente Medio, sino concretamente en Asia Oriental.


China continúa sin descanso su política de comprar submarinos nucleares, diésel o eléctricos
China continúa sin descanso su política de  comprar
submarinos 
 nucleares,  diésel o eléctricos 
Europa ha recortado sus presupuestos de defensa. Los Gobiernos europeos parecen incapaces de pedir a sus ciudadanos sacrificios extremos, así que han reducido estos presupuestos. Mientras tanto, China -al igual que Vietnam y otros países de Asia Oriental- continúa sin descanso su política de comprar submarinos nucleares, diésel o eléctricos. La guerra submarina es el futuro, ya que cada vez es más sencillo atacar a los barcos que navegan en la superficie. (…) a medida que descienden los presupuestos europeos de defensa, Oriente Medio se concentra cada vez más en su propia política interna.

Por primera vez en décadas, los regímenes despóticos de Oriente Medio están siendo amenazados. 

Por primera vez en décadas, los regímenes despóticos de Oriente Medio están siendo amenazados.
Por primera vez en décadas, los regímenes despóticos de 
Oriente Medio están siendo amenazados. 

Decir que se trata de una lucha por la democracia puede considerarse una forma de reacción emocional. Una forma analítica de reaccionar sería decir que lo que vemos en Oriente Medio son los prolegómenos de una próxima crisis de la autoridad central. Si los regímenes actuales carecen de legitimidad para gobernar, ¿quién la tiene? Mientras que Egipto y Túnez constituyen centros de civilización antiquísimos -han sido Estados desde la antigüedad y, por lo tanto, tienen instituciones y marcos burocráticos-, países como Siria, especialmente Yemen, Libia y otros son más bien expresiones geográficas y no Estados. La institucionalización de estos países es más débil que la de Egipto o Túnez. Por lo tanto, las transiciones de Oriente Medio van a ser mucho más tumultuosas y su política interna exigirá los mayores esfuerzos en las próximas décadas, ya que no debemos olvidar que durante décadas Oriente Medio no ha tenido realmente ningún tipo de política interna. Se ahogó bajo el gobierno de regímenes de seguridad nacional estériles y corruptos, y a medida que esos regímenes se debiliten y caigan veremos cómo una energía ingente pasa a concentrarse en la política interna y en rectificar la economía.

Europa, entonces, reduce su gasto en defensa y Oriente Medio está más centrado en sí mismo y en sus sociedades. 


La India se ha convertido en la cuarta potencia en llevar a cabo la prueba de alunizaje, tras la antigua Unión Soviética, los Estados Unidos y la Agencia Espacial Europea
La India se ha convertido en la cuarta potencia en llevar a cabo la prueba 
de alunizaje, tras la antigua Unión Soviética, los Estados Unidos y la 
Agencia Espacial Europea
Mientras tanto, lo que yo denomino el Indo-Pacífico -que viene a ser la India más Asia Oriental (es decir, el Pacífico Occidental)- experimentará enormes aumentos en gastos de defensa en todo el territorio. Durante el principio y la mitad de la Guerra Fría, Asia se consideraba básicamente un enorme trozo de tierra repleto de ejércitos y muy poco sofisticado, interesado únicamente en el desarrollo nacional, en la construcción de carreteras, en sacar provecho de su cosecha y en la guerra de guerrillas (en el caso de Vietnam y otros). Pero lo que ha empezado a aparecer muy sigilosamente en Asia, en las páginas tercera y cuarta de los periódicos más que en la primera, ha sido la creación de verdaderos complejos defensivos cívico-militares postindustriales. A esto hay que añadir los misiles balísticos, la capacidad para la ciberguerra y para poder alcanzar objetivos móviles en el mar, los satélites GPS en el espacio, el refuerzo no de los ejércitos de guerrilla -como en el Gran Oriente Medio (en Iraq, en Afganistán y demás países)-, sino de una potencia naval y aérea realmente fuerte. Cuando empleo la palabra naval me refiero a la potencia aérea y espacial, porque desde la aparición del portaaviones a principios del siglo XX es imposible separar la guerra aérea de la naval. Y como hoy en día los buques de las grandes flotas navales no se guían con el sextante, sino con los satélites GPS que están en el espacio, este último se ha convertido en el terreno de la guerra naval. Los Gobiernos indio, chino y otros en Asia Oriental están destinando mucho dinero a los satélites espaciales. La India dispone de toda una red de satélites dedicada a seguir los movimientos de los submarinos chinos.

La idea de que estamos en una etapa de postguerra y en una etapa postnacionalista puede que sólo sea cierta para Europa. 


Cualquier cosa que suceda en la península de Corea son malas noticias para Japón
Cualquier cosa que suceda en la península de Corea son malas noticias
para Japón
En Asia Oriental el nacionalismo está muy vivo, perfectamente sano y vigoroso. La India tiene la quinta mayor armada y está en camino de ser la tercera. El supuesto cuasi pacifista Japón tiene 123 buques de guerra de vanguardia, una cifra cuatro veces superior a la Marina Real Británica. Esta proporción continuará en aumento a medida que la Marina Real Británica continúe su mengua y Japón se remilitarice psicológicamente, como consecuencia de la creciente amenaza que China supone como gran potencia aérea y naval, ya que cualquier cosa que suceda en la península de Corea son malas noticias para Japón. O bien Corea del Norte continúa así y sigue siendo una amenaza para Japón -hay que recordar que Corea del Norte no es tanto un régimen comunista como un régimen fascista nacionalista que inculca en su población un verdadero odio hacia los japoneses-, o bien se produce un colapso inesperado del Estado norcoreano. Por lo tanto, en unas décadas, o quizá antes, una Corea todavía mayor será inherentemente antijaponesa por mor de la ocupación japonesa de la península coreana de 1910 a 1945.

El Arte de la Estrategia tusbuenoslibros